Después de tener una deliciosa Navidad, cocinando, decorando la casitas de galleta de jengibre con los niños y en armonía con toda la familia donde comí como sino hubiera mañana, ya me estoy preparando para recibir el Año Nuevo. Y veo por las redes sociales a todo el mundo compartiendo sus